Si le preguntaran a nuestra piel por el sol, la playa, el mar, el agua de la piscina, la arena y todas esas cosas bonitas que nos hacen sonreír al llegar el verano, seguramente nuestra piel no sonreiría tanto. Y es que durante esta calurosa estación sometemos a nuestro cuerpo a unas temperaturas y a una exposición solar que, si no nos cuidamos y protegemos de forma adecuada, podrían volverse en nuestra contra.

En Cosmética Natural Casera Shop queremos ayudarte a mantener una piel sana y cuidada durante todo el año, y por eso vamos a mostrarte diez productos que para nosotros son imprescindibles en nuestro kit de verano.

Filtro solar

Un básico en la cosmética natural que te permitirá elaborar productos de protección solar. Es importante destacar que el filtro solar disponible en nuestra tienda online es un filtro solar libre de nanopartículas. Tampoco contiene productos de origen animal y cumple totalmente con los criterios de Ecocert.

Si quieres saber un poco más sobre este filtro solar y  descubrir cómo y cuándo introducirlo en tus elaboraciones, te recomendamos echar un vistazo a la ficha técnica del producto.

Coenzima q10

La coenzima q10 es una sustancia que nuestro cuerpo produce por sí sola y que ayuda a la piel a protegerla de los radicales libres, además de fortalecer el sistema inmunológico y prevenir el envejecimiento prematuro.

El problema es que con la edad la cantidad que el cuerpo es capaz de producir disminuye, y por eso es importante emplear coenzima q10 en nuestras elaboraciones caseras. Especialmente en verano, donde la piel se resiente más de la cuenta.

En nuestra tienda online tenemos disponibles dos tipos de coenzima q10: en polvo y en fluido. Esta última viene encapsulada en liposomas que mejoran la penetración.

Vitamina E – Acetato natural

Además de ayudar a combatir los radicales libres, otorga a la piel un montón de propiedades: mejora la hidratación, tiene efecto antiinflamatorio, previene el enjevecimiento prematuro, disminuye el impacto de la radiación ultravioleta, fortalece el cabello, y un largo etc.

Si quieres descubrir más propiedades, haz clic aquí.

Gama orizanol

Otorga al producto final una mayor capacidad antioxidante, y es muy recomendable utilizarlo en combinación con el filtro solar para la elaboración de protectores solares. Además, refuerza la barrera de la piel.

Pincha aquí para acceder al producto.

Proteína de trigo

También se la conoce como queratina vegetal y, tal y como su nombre indica, es el sustituto perfecto para la queratina convencional de origen animal.

Es ideal para utilizar sobre el cabello de forma que se nutra, se fortalezca, evitando así los problemas de sequedad derivados de la radiación ultravioleta, al agua salada y el secador.

¿Quieres conocer más detalles del producto? Pincha aquí.

Aloe vera

El aloe vera es uno de los productos estrella a utilizar durante el verano. Su capacidad hidratante, cicatrizante y antiinflamatoria lo convierten en un producto ideal para usar después de largas exposiciones solares.

Puedes usarlo tanto de forma directa o incluirlo en alguna de tus elaboraciones caseras, como cremas hidratantes, after-shave, etc.

Pantenol

Ideal para todo tipo de piel, se trata de otra forma de vitamina B5 capaz de penetrar e hidratar hasta las capas más profundas de la piel, siendo un producto altamente recomendado para aplicar en protectores solares, así como quemaduras y heridas. También ayuda a la piel y al pelo a recuperarse tras una larga exposición solar.

Clic  aquí para visitar el producto.

Aceite de jojoba

Es uno de los productos más utilizados dentro del mundo de la cosmética natural por sus importantes beneficios sobre la piel y el cabello. Además, ha resultado ser un aceite base estupendo tanto para cremas de día usadas cuando hace mucho sol, como directamente en cremas solares. El motivo se debe a que es uno de los aceites más estables que existen en la actualidad y ni se enrancia ni se oxida en la piel aunque esté expuesta al sol.

También destacan su rápida absorción, su poder hidratante y su efecto rejuvenecedor. Pincha aquí para saber más.

Aceite de zanahoria

Uno de los principales motivos por los que se toma el sol, es para conseguir broncear la piel, ¿verdad? Pues combinando el aceite de zanahoria con productos de protección solar o añadiéndolo a tu crema habitual, de día notarás tu piel un pelín más oscura consiguiendo cierto efecto bronceado, aunque no es recomendable en pieles demasiado pálidas.

Descubre más detalles sobre el producto haciendo clic aquí.

Vitamina A, C y E en fluido

Además de proteger de los radicales libres, también hidratan y ayudan a mejorar la elasticidad de la piel para combatir la formación de arrugas.

Encontrarás más información sobre esta maravilla de producto aquí.

¿Habías probado ya alguno de estos productos?
¡Déjanos tus impresiones en un comentario! Estaremos encantados de leerte 🙂