Exfoliante facial de bambú

Granulometría especial para exfoliación facial

Más detalles

In Stock

4,39 €

250gr.

21,39 €

Añadir al carro

100gr.

11,50 €

Añadir al carro

30gr.

4,39 €

Añadir al carro

Al comprar este producto puede obtener hasta 21 puntos de fidelidad. Su carrito totalizará 21 puntos de fidelidad que se puede(n) transformar en un vale de descuento de 0,42 €.


Exfoliante facial de bambú para cosmética casera


El exfoliante natural de bambú en polvo se produce por trituración de material silíceo solidificado de los tallos del bambú. Es un exfoliante de origen vegetal con un tamaño de partícula ideal para una exfoliación facial suave (su granulometría es de 200 μm). Exfoliantes preparados con bambú en polvo preparan la piel para un posterior tratamiento, elimina impurezas, rugosidades y grasas acumuladas. Uno de los beneficios de hacerse una exfoliación es una piel más lisa y radiante. La oxigenación de las células de la piel se mejora con una exfoliación.

Los nudos de los tallos de bambú segregan una sustancia que se llama "tabasheer" que se compone principalmente de dióxido de silicio (SiO2) que le da al tallo su enorme dureza. Además encontramos silicato de sodio (Na2SiO3), dióxido de potasio (K2O), óxido de calcio (CaO) y óxido de magnesio (MgO). El silício es un mineral muy importante en nuestro tejido conectivo, piel, uñas y pelo. El dióxido de sílice y las otras sales minerales del bambú aportan a la piel elementos constitutivos que permiten a las células cutáneas recuperar su funcionalidad. Además el silíceo del tallo de bambú es una sustancia altamente purificante que nos ayuda eliminar los restos de material graso epidérmico. En Asia el bambú es usado como suplemento alimenticio por su alto contenido en silicio natural. Al "tabasheer" se aprecia en la medicina ayurvedica y se le atribuyen propiedades estimulantes, astringentes, afrodisíacas, febrífugas, tónicas y antiespasmódicas.

Con el exfoliante facial bambú podemos elaborar formulaciones faciales como los geles o cremas limpiadoras y los productos de exfoliación, como las mascarillas faciales.

El color blanco del exfoliante bambú lo hace apropiado para usarlo en cualquier formulación cosmética, permanece sólido y no cambia de color.

Dosificación recomendada: de 5 a 10 %

Composición: Dióxidos de Silicio, Potasio, Calcio y Magnesio

INCI: Bambusa arundinacea stem powder

Granulometría = 200 µm: = 90% >< 200 µm: = 10%

Forma: Polvo
Color: Blanco
Olor: Característico.