Una de las ventajas de elaborar polvos faciales en casa es que así podemos adaptar los ingredientes a nuestro tipo de piel o a posibles problemas de piel. Además, es posible variar el tono de color según la estación del año. Por ejemplo en verano, que es cuando estamos más bronceados por el sol, bastaría con añadir un poco más de pigmentos para conseguir el tono perfecto.  Si tenemos piel con tendencia a inflamaciones o acné, podemos añadir óxido de cinc.

Los polvos faciales normales llevan menos pigmentos y se usan más bien para matificar y quitar brillo de piel grasienta. Pro su parte, Mineral Foundation consiste casi en una elaboración casi entera de minerales y pigmentos. No obstruye los poros y es perfecto si buscamos una mayor cobertura, pero no queremos usar maquillaje liquido debajo. En los meses de verano nos viene bien, porque los minerales usados tienen, además, factor de protección solar.

Ingredientes polvos faciales (aprox 30 – 36 gr)

FASE 1
10 gr Polvo de seda
5 gr Arcilla blanca
5 gr Almidón de arrurruz
4 gr Estearato de magnesio
1 gr Óxido de zinc (opcional)
0,5 gr Urea
0,5 gr Polvo de perlas

FASE 2 -Mezcla de pigmentos (variar cantidad según gusto desde poca hasta mucha cobertura)*.

Para poca cobertura:
1 gr Dióxido de titanio
0,1 gr Pigmento marrón oscuro
0,1 gr Pigmento ocre-amarillo

Para mucha cobertura:
6 gr Dióxido de titanio
0,6 gr Pigmento marrón oscuro
0,6 gr Pigmento ocre-amarillo.

*Variando las proporciones de pigmento marrón y ocre puedes encontrar el tono exacto de tu piel. Por ejemplo, si tienes la piel más rosa, tienes que aumentar la proporción del pigmento marrón.

FASE 3
2 gr Escualano vegetal
1 gota Aceite esencial de geranio


Elaboración

Si hacemos polvos faciales y/o maquillaje más a menudo, lo más practico va a ser prepararnos ya una mezcla base de pigmentos y podemos coger de esa base para cada producto que necesitemos. Al ser más cantidad, las cantidades resultarán más fáciles de pesar.
Empieza, como siempre, desinfectando materiales y utensilios con alcohol.
Una vez todo seco, mide los ingredientes de Fase 1 y tamízalos por un colador fino tantas veces como haga falta para que estén bien mezclados. También puedes ponerlos en un tarro, taparlo y agitar bien para que se mezclen a la perfección.
Por su parte, la urea tendrás que molerla en un mortero para que esté fina.
Prepara la mezcla base de pigmentos y mólela bien en un mortero hasta que veas que el color es homogéneo. Coge la cantidad que quieras usar de la mezcla base y añádela a la Fase 1.
  
Añade la Fase 3 y vuelve a tamizar con la ayuda de una cucharadita tantas veces como haga falta hasta que lo veas fino y sin grumos.
 
Al principio verás el color de la mezcla todavía muy clarito. Solamente después de tamizar se verás el verdadero color final.

 
 
Polvos faciales caseros
 

Ingredientes Mineral Foundation (aprox 30 gr)

FASE 1
3 gr Polvo de seda
0,5 gr Polvo de perlas
0,5 gr Estearato de magnesio
1 gr Almidón de arrurruz
1 gr Arcilla blanca (Caolín)
0,3 gr Urea

FASE 2
20 gr Dióxido de titanio
1,5 gr Pigmento marrón
1,3 gr Pigmento ocre-amarillo
Opcional: Óxido de zinc

Elaboración

  • Empieza desinfectando con alcohol todos los materiales y utensilios. Déjalos secar antes de iniciar la elaboración.
  • Mide todos los ingredientes de la Fase 1 y tamízalos con un colador fino tantas veces como haga falta para que esté bien mezclados. También puedes ponerlos en un tarro, taparlo y agitar bien para que se mezclen a la perfección. La urea, por su parte, tendrás que molerla en un portero para que esté fina.
  • Prepara la mezcla base de pigmentos y mólela bien en un mortero hasta que veas que el color es homogéneo.
  • Añade la Fase 2 a la Fase 1 y vuelve a pasarla por el colador con una cucharadita hasta que hayan desparecido todos los grumos y esté todo muy bien mezclado.
  • Al principio verás el color de la mezcla todavía muy clarito. Solamente después de tamizar se verás el verdadero color final.
Mineral foundation casera

Cómo aplicar la Mineral Foundation

Lo mejor para la aplicación de la mineral foundation es una brocha kabuki. Con ella, bastará con colocar un poco de polvo en la tapa del envase (así lo podrrás coger más fácilmente con la brocha) y aplicarlo sobre la piel con movimientos circulares, haciendo un poco de presión.
También puedes elaborar tus polvos faciales caseros a base de polvo de seda, almidón de arruruz, arcilla blanca y estearato de magnesio, y añadir una mezcla de arcilla roja, arcilla rosa y arcilla amarilla (las proporciones según hacen falta para conseguir el mismo tono de tu piel), pero deberás saber que el resultado es un polvo con un tacto menos sedoso y menos fino y un aspecto menos natural una vez se aplica.
Los ingredientes y envases para hacer tanto los polvos faciales como la mineral foundation los encontrarás en nuestra tienda online (pincha aquí para acceder).

Enlaces de interés: