Cera blanca de abejas (Cera alba)

Cera alba Ph.Eur. 6.0

Más detalles

In Stock

2,99 €

50gr.

2,99 €

Añadir al carro

200gr.

7,99 €

Añadir al carro

1000gr.

33,00 €

Añadir al carro

Al comprar este producto puede obtener hasta 33 puntos de fidelidad. Su carrito totalizará 33 puntos de fidelidad que se puede(n) transformar en un vale de descuento de 0,66 €.


La cera blanca de abejas es un emulsionante natural que se muestra como un ingrediente imprescindible en la cosmética casera natural debido principalmente a la gran versatilidad y a los innumerables beneficios que ofrece. La utilización de la cera blanca o cera alba aportará un sinfín de propiedades que harán que nuestra piel esté mucho más nutrida y disfrute de una mayor suavidad al tacto, así como de un aspecto mucho más cuidado.

Es muy recomendable para pieles secas, agrietadas o escamosas, ya que la cera de alba actuará como un efectivo y potente protector, siendo una sustancia que desempeña un papel protagonista en los productos, cremas y lociones destinadas a la depilación, ya que aporta una gran suavidad y un aroma totalmente natural. Se recomienda en este tipo de cremas que la dosificación sea del 1%.

También la cera blanca de abejas se utiliza mucho para elaborar barras labiales y protectores labiales, así como jabones y geles para el cabello, que gracias a las propiedades de la cera blanca y a las grandes cantidades de vitamina A que contiene, disfrutará de un mayor brillo y volumen. Es muy utilizada en la elaboración de mascarillas capilares y faciales naturales, así como en barras de masaje y cremas astringentes.

Actúa como un leve emulsionante que no debe calentarse en exceso, estando su punto de fusión perfecto entre los 61-65ºC para conseguir ofrecer una mayor consistencia a nuestras cremas. Contiene propiedades hidratantes que aportan una mayor elasticidad a nuestra piel, luchando contra los signos del envejecimiento.

¿Cómo se obtiene? 

La cera blanca de abejas se obtiene directamente nada más ser secretada, elaborada y formada. Aunque en un primer momento es de color blanco, lo cierto es que poco a poco conforme va pasando el tiempo se va oscureciendo, principalmente por la mezcla con otras sustancias como el polen, los propóleos, las mudas y los restos anatómicos.

Se trata de una material que presume de una gran plasticidad a una temperatura baja (unos 32ºC). No es soluble en agua, por lo que necesita disolverse en la fase oleosa.

Múltiples ventajas 

Cuidado de la piel  

La cera de abeja se muestra como una sustancia muy recomendable para cuidar y mantener nuestra piel perfecta, especialmente en aquellos casos en los que las pieles han sufrido en exceso, gracias a su efecto regenerador. Se utiliza principalmente para acabar con los problemas de la sequedad, las escamas o la posible aparición de grietas.

Ideal para elaborar cremas de noche y cremas para pieles secas, maduras o agrietadas, y utilizarse en zonas determinadas con el objetivo de evitar la sequedad y no tener problemas más adelante.

Aporta luminosidad 

La cera blanca de abejas en forma  de mascarilla y jabones se muestra como un elemento que aporta una luminosidad extra a nuestro pelo y a nuestra piel, gracias a su alto contenido de vitamina A. Puedes disfrutar de un pelo mucho más brillante y de una piel radiante y rejuvenecida, lista para combatir los primeros signos de envejecimiento.

Cera blanca de abeja Ph. Eur. 6.0

INCI: Cera alba

 

 

 


Recetas con este producto

Productos relacionados